"No hay que perder de vista que el corrector no es el autor de los textos"



12 de diciembre de 2012

"Solo", sin tilde...


Tildar la palabra solo cuando significa solamente ya no es necesario.

La palabra solo puede ser adjetivo («Tomás estaba solo»;solo = 'sin compañía') o adverbio («era solo un aprendiz»;solo = 'únicamente'). Hasta 1959 se acentuaba gráficamente cuando era adverbio, para distinguirlo del adjetivo.
En las normas ortográficas de 1959, la Real Academia Española estableció que el adverbio solo (= 'solamente') no debe llevar tilde (acento gráfico) más que cuando puedan darse confusiones con el adjetivo (que en la práctica son muy infrecuentes). En las normas publicadas en el 1999 se repitió este criterio que volvió a explicitarse en el Diccionario panhispánico de dudas.
Sin embargo, la nueva Ortografía académica, del 2011, señala que no es necesario tildar el adverbio ni siquiera en los casos de posible ambigüedad, ya que el contexto permite deshacerla en prácticamente todos los casos, como ocurre en los de otras palabras que se escriben de la misma forma y tienen significados diferentes.


Fuente: Fundéu